➤ Empatía: Definición, Cómo trabajarla y Cómo puede cambiar tu vida

Empatía: cómo trabajarla y cómo puede llegar a cambiar tu vida

Ser una persona empática no supone pensar de la misma manera que otra persona, ni estar de acuerdo o compartir las mismas opiniones, sino ser capaces de comprender las emociones de los demás. Así que vayamos punto por punto para entender la definición de empatía, cómo trabajarla y qué puede aportarnos a nuestra vida.

 1. ¿Qué es la empatía?

 

La empatía es la capacidad de sentir lo que otra persona está sintiendo, de comprender las emociones de los demás; es ponerse en sus zapatos para llegar a comprender su mundo interior, entender su situación y lo que pueden estar viviendo y/o sintiendo.

Una de las mayores necesidades del ser humano (recuerda la Pirámide de Maslow) es la de sentirse comprendido. Cuando no está satisfecha, nos sentimos más aislados, solos, o tenemos la sensación de que no importamos a los demás. Esa incomprensión genera sufrimiento, mientras que si estamos rodeados de personas empáticas nuestro corazón se calma.

1.1 Empático y compasivo: el binomio perfecto

 

Si unimos esa empatía con un mayor grado de compasión, se puede convertir en una gran medicina para las emociones y el sufrimiento emocional. ¿Qué quiero decir con esto?

Me refiero a que si además de esa empatía y comprensión, podemos lograr que la otra persona se sienta realmente escuchada y comprendida (y no me refiero intelectualmente, ni que se sienta etiquetada, sino que esa persona realmente sienta que le comprendemos desde el corazón), ese es el mayor grado de empatía que podemos ofrecer.

Por el contrario, si cuando alguien nos está intentando explicar lo que le está sucediendo, cómo se siente, y en medio de su explicación le interrumpimos para contarle nuestros problemas, o le juzgamos,  hacemos comentarios fuera de lugar, o caemos en la tentación de dar un consejo rápido, en realidad no estamos teniendo una escucha activa. No estamos mostrando empatía, sino que en realidad estamos más centrados en nosotros, en qué vamos a decir, en vez de procurar escuchar y comprender.

Por no hablar de casos tan extremos como el Trastorno de Personalidad Narcisista. Échale un vistazo a este artículo porque es un claro ejemplo de lo dañino que puede ser no ser capaces de comprender las emociones de los demás.

2. ¿Cómo podemos trabajar nuestra capacidad de empatizar?

 

 

La manera de tener más empatía consiste en salir de nosotros mismos, dejar de centrarnos tanto nuestro mundo individual, aprender a escuchar y procurar prestar más atención a los gestos, palabras y emociones de los demás.

Podemos demostrar una mayor capacidad de empatía no solo con palabras, sino con gestos, con la mirada; con verdadera atención, con cariño, con un abrazo y a veces tan solo con nuestra presencia.

También es importante hacer preguntas porque demuestran interés, que estamos escuchando, que nos importa. Y de paso, nos hará mejores conversadores.

Aumentamos nuestra empatía emocional mostrando comprensión, asintiendo, haciendo saber a la otra persona que la comprendemos, sin juzgar ni criticar lo que expresa, sino tan solo procurando entender sus emociones.

Si somos capaces de identificarnos con su situación y sus emociones, no solo estaremos practicando una verdadera empatía cognitiva, sino que estaremos realmente ayudando a la otra persona a través de la comprensión.

3. Empatía e inteligencia emocional: los beneficios son claros

 

La empatía es una de las habilidades más importantes de la inteligencia emocional, y nos permitirá mejorar nuestras relaciones en todos los ámbitos.

Como habilidad social, nos ayudará a comprender situaciones y a resolver problemas dentro de cualquier tipo de relación, además de hacernos mejores comunicadores.

Nos ayudará a percibir mejor a los demás, a conectar e identificarnos con otras personas, además de convertirnos en mejores negociadores.

También aumenta nuestra capacidad de comprender y ayudar a los demás, por lo que la empatía agrega valor a nuestra vida, nos hace sentir mejor y más valorados por los demás.

 

Mejorar nuestra empatía es mejorar nuestra vida y nuestras relaciones, ya que está en el lado opuesto del egoísmo y de quien tan solo piensa en si mismo. Por eso, mejorar nuestra capacidad para ser empáticos es una manera de llevar nuestras relaciones a otro nivel, potenciar nuestra asertividad, ser más respetuosos y, a la vez, más valorados y respetados.

La empatía demuestra tacto, humildad y cercanía, algo que todos queremos sentir y que todos apreciamos, por lo que cuanto más la practiquemos y mejoremos, mejor nos irá a todos, ¿no crees?

 

EBOOK JAVIER IRIONDO

Empatía: cómo trabajarla y cómo puede llegar a cambiar tu vida
4.5 (90%) 4 votes

7 Comments
  • Daniel Farias
    Posted at 21:11h, 22 abril Responder

    Hola, Javier.
    Muy acertado el artículo. Sim tantas pretensiones y a lo simple que nos sirve dia a día.
    Creo que el combo empatía-escucha activa es de lo más valioso al relacionarnos con los demás, y que mejora mucho nuestra calidad de vida. Porque una de las trabas más grandes suele ser que todos vemos las cosas diferente y a veces no nos damos cuenta.
    Un abrazo, Javier. Muy buen blog!

  • Isela mojica
    Posted at 14:38h, 04 marzo Responder

    Hola Buenos dias Javier.
    Me ah encantado este articulo,aqui aplica lo que dice que tenemos una Boca para hablar menos y dos oidos para escuchar mas.
    Aveces creemos que somos el centro del universo y que por consiguiente primero soy yo,segundo yo y tercero yo,y nos es asi.
    Trabajare mas en la empatia,gracias que tenga un excelente fin de semana saludos desde North Carolina US.

  • estrenospy
    Posted at 17:23h, 01 marzo Responder

    Muy buena esta página me gusta por su buen contenido

  • josep marquez
    Posted at 20:31h, 28 febrero Responder

    buenas tardes Javier, como siempre de agradecer tus mensajes, tan fáciles de comprender y reales con lo que encontramos en la vida cotidiana. Como nos enfrentamos a personas a las cuales le contamos nuestras cosas, nuestras emociones o nuestras preocupaciones y lo difícil que es que te comprendan. El problema o uno de ellos es a la velocidad que lo vivimos todo y por eso escuchamos poco y pensamos demasiado deprisa, gracias por todo

  • María Alejandra
    Posted at 20:10h, 26 febrero Responder

    Yo ya no tengo mi instagram que era maya.__.art, ni facebook donde podía ver tus publicaciones y en instagram tenía la foto del cuadro tuyo!!!

    Espero la hayas guardado (la foto del cuadro), si no pudiste guardarla en otro lado que no fuese instagram, me puedes enviar un correo que tú tienes mi correo y te envio la foto.
    Igual acá te lo dejo es: marialejandraherrerap@gmail.com, te agradezco mucho por tus publicaciones y pues estaré es pendiente de lo que llegue a mi correo para leer todo lo que escribas,
    Igual… entre menos redes sociales creo que tengo menos distracciones y me siento más tranquila así,

    No dejes de hacer lo que haces!!! eres muy bueno en lo que haces!!! y de verdad muchas personas lo valoran, incluyéndome.

    Y sobre todo te agradezco que no sea esto de una pseudociencia, “engaña bobos” que proliferan por todo lado, eso me molesta bastante porque en vez de ayudar a las personas las engañan y las confunden. En cambio,tu trabajo es algo muy práctico y muy honesto, creo que eso es lo que más valoro de tu trabajo y vale mucho la pena esa ayuda que nos brindas,

    Ojalá existan muchas más personas que se animen a hacer lo que tu haces, creo que en nuestras sociedades lo necesitamos. Un poco más de esto y menos amor por el dinero y el individualismo. Muchos éxitos y un abrazo!!!

    🙂

  • María Alejandra
    Posted at 19:55h, 26 febrero Responder

    Hola Javier, Muchas gracias por el artículo, me parece muy útil y pertinente. Sobre todo te agradezco que lo hagas en un lenguaje que todo el mundo pueda entender, alejado de las pseudociencias y las cosas así que no aportan mucho. En cambio, las cosas claras y concisas si me parecen muy útiles para las personas. De verdad, muchas gracias! un saludo

  • Pilar
    Posted at 08:22h, 26 febrero Responder

    Hola Javier,

    Cuánta razón tienes en lo que nos dices!! Opino exactamente igual que tú, ya que el ponerse en el lugar de la otra persona, ayuda mucho. Sé que hay veces que no es fácil, desde luego, pero como muy bien dices: Ayuda a conectar.
    Felicidades por tu actitud hacia este señor, que sólo tú y él por supuesto, sabéis lo que os transmitió esos momentos.
    Ojalá se tenga en cuenta que lo que sembramos, recogeremos.

    Abrazos, gracias y como siempre te deseo… Que sigan tus éxitos!

Post A Comment

Example Dialog Text