Lo siento, no lo puedes comprar

Recuerda que puedes descargarte GRATIS mi ebook Las 5 claves de la fortaleza mental suscribiéndote en mi blog ?

Tienes todas mis fotos y frases en mi perfil de Instagram: @jiriondo1

Tienes todas mis fotos y frases en mi perfil de Instagram: @jiriondo1

Hay muchas más cosas de las que pensamos que no se pueden comprar. Por poner dos ejemplos, podríamos hablar del amor y del tiempo, es más, ni los podemos comprar ni retener.

El tiempo es la sustancia intangible de la que está compuesta nuestra vida, eso que siempre está ahí, presente, que sigue haciendo “tic-tac”; esa energía invisible que pasa y que tantas veces se nos escapa sin ser consientes de ello.

Me gustaría tener un recipiente, un frasco en el que pudiese guardar el tiempo para utilizarlo en el momento que más lo necesitamos, una botella que contuviese tiempo, sin fecha de caducidad. Pero en  realidad ocurre justo lo contrario: ni podemos pararlo, guardarlo, ni retenerlo, y todo tiempo pasa, como pasa nuestra vida, como una estrella fugaz que cruza el firmamento porque en realidad somos un abrir y cerrar de ojos ante el infinito universo.

Así que lo que hacemos con nuestro tiempo es nuestra responsabilidad, es más, puede que sea uno de los recursos más valiosos que a veces malgastamos como si fuésemos inmortales.

Tengo la sensación de que cuando invertimos nuestro tiempo en aprender, en desarrollarnos, en aportar y marcar la diferencia, ese tiempo que invertimos de esa forma genera unos grandes beneficios emocionales y a la vez productivos, dando un mayor sentido a nuestra vida. Sin embargo, cuando no aprovechamos el tiempo de forma correcta, cuando andamos despistados, descentrados, la dispersión y la preocupación aumentan, y el tiempo parece correr en contra en vez de a nuestro favor. No es solamente que el tiempo se esfuma, sino que  a veces parece que  también se nos escapa la vida. ¿Hacemos que nuestro tiempo cuente o simplemente se nos está pasando?

Así que la pregunta que cada uno deberíamos hacernos es:

¿Cómo utilizo mi tiempo? ¿Qué estoy haciendo con el tiempo que la vida me ha concedido? ¿En qué lo estoy invirtiendo?

Inviértelo en reflexionar sobre ello para que tu tiempo realmente cuente y dejes tu huella en él.

2 Comments
  • María Columna
    Posted at 12:50h, 08 febrero Responder

    Gracias Javier por un nuevo recordatorio, pregunta potente.
    Con ganas ya del nuevo libro.
    MUUUAAAAAAAAAAAA

  • Txema Martín
    Posted at 08:30h, 08 febrero Responder

    Buenos días,

    Como bien dices Javier, reflexión en qué estamos haciendo y en qué estamos invirtiendo nuestro tiempo. Se puede empezar por ahí o continuar, es igual, al fin y al cabo lo importante es reflexionar sobre lo eficientes que estamos siendo en todos y cada uno de los aspectos que realmente importan en nuestras vidas.

    Os envío un abrazo cariñoso desde el embarque del muelle de Los Cristianos en el sur de Tenerife. Parto para la isla de la Gomera en busca del relax y la reflexión.

Post A Comment

Pin It on Pinterest

Share This
Example Dialog Text